0%

Tendencias de la Cirugía Estética


Tendencias de la Cirugía Estética

Introducción

La cirugía de transferencia de grasa ganó popularidad poco después de que se introdujo y se ha convertido en una principal tendencia estética en el último par de años. Debido a sus numerosas ventajas, muchas mujeres optan por someterse al procedimiento de transferencia de grasa para mejorar y revitalizar sus características estéticas.

Las inyecciones de grasa son principalmente utilizadas para rejuvenecer el rostro inyectando grasa en las mejillas y posteriormente disminuyendo las arrugas de expresión. Sin embargo, también pueden ser usadas para aumentar los senos y los glúteos, mejorar la apariencia de las cicatrices, añadir volumen a las pantorrillas, y rellenar cualquier imperfección en cualquier parte del cuerpo.

También conocido como lipofilling, la transferencia de grasa actualmente es uno de los procedimientos más considerados en la cirugía plástica. El lipofilling no deja marcas notables en la piel y la ventaja principal del procedimiento es que utiliza sólo material del propio cuerpo del paciente. En consecuencia, se evitan completamente las reacciones adversas.

Lipofilling – la nueva tendencia de la cirugía estética

El procedimiento de transferencia de grasa involucra tres fases principales. Mientras el paciente se encuentra bajo anestesia general, la grasa inicialmente es recolectada con la ayuda de cánulas pequeñas. Luego, la grasa aspirada es procesada para prepararla para el siguiente paso donde será reinyectada en el cuerpo de acuerdo a las marcas ilustradas durante el dibujo preoperatorio. Considerando el hecho que el cuerpo reabsorbe naturalmente una porción de la grasa inyectada, se requiere una cantidad moderada de grasa para un procedimiento exitoso. Para poder apreciar los resultados completos y finales, el paciente debe esperar un par de días para darle a las nuevas células de grasa recién injertadas tiempo suficiente para establecerse en su nueva ubicación.

Recolectar y preparar el tejido adiposo para reinyectarlo usualmente toma aproximadamente una hora. La reinyección puede tomar desde media hora hasta una hora, dependiendo de las áreas a tratar y la cantidad de grasa que será reinyectada. Generalmente hablando, la grasa es recolectada del área abdominal inferior, el lado interno de los muslos o rodillas, y también de la parte superior e inferior de la espalda. Estas son áreas del cuerpo donde el tejido adiposo usualmente está disponible en grandes cantidades y también son de buena calidad.

Después de recolectar y haber pasado por el proceso de purificación, las células de grasa pueden almacenarse hasta un año para posteriores inyecciones en intervalos diferentes, o como la situación lo requiera. La longevidad del tejido adiposo depende en factores como el estilo de vida del paciente, características físicas, el área tratada, el método de recolección, así como también el nivel de inserción de las nuevas células de grasa.

Los resultados de la transferencia de grasa no son permanentes; su sustentabilidad depende del área tratada, así como de también del talento del cirujano plástico y la habilidad del paciente de seguir las instrucciones postoperatorias. En algunos casos, el procedimiento necesitará ser repetido dos o tres veces con seis meses entre sesiones ya que es posible que un altor porcentaje de las células de grasa vayan a morir o sean reabsorbidas por el cuerpo durante este tiempo.

La transferencia de grasa puede ser realizada utilizando varios métodos. Aunque es un procedimiento muy seguro, la transferencia de grasa también puede estar acompañada por una serie de complicaciones cuando no se siguen las indicaciones preoperatorias y postoperatorias. El éxito del procedimiento depende mucho de las habilidades y experiencia del cirujano plástico.

Aumento de senos con transferencia de grasa

No todos son bendecidos con apariencias excepcionalmente atractivas. Por ejemplo, las mujeres que carecen de un busto impresionante recurren al aumento de senos mediante la transferencia de grasa para poder lograr obtener senos estéticamente agradables, sin la cicatrización o las complicaciones que pueden ocurrir como resultado de una cirugía de implantes. Por otra parte, varios pacientes prospectivos tienen sus dudas sobre la posibilidad de la reabsorción total de la grasa y si el procedimiento vale o no el esfuerzo.

De acuerdo a estudios recientes en el campo de la cirugía plástica así como también más de varios años de experiencia en la realización del procedimiento, podemos asegurar que las células de grasa autólogas recolectadas mediante la liposucción representan una alternativa viable a los implantes de silicona tradicionales, pero no es recomendable para todas las mujeres.

Después de muchos años de investigación, los especialistas han logrado eliminar el riesgo de calcificación de grasa la cual puede crear bultos o hacer que la grasa sea reabsorbida completamente luego de la transferencia de grasa.

Aumentar los senos mediante la transferencia de grasa no es una opción adecuada para las mujeres que quieren una mejora masiva en el tamaño y forma de sus senos ya que la intervención no puede ofrecer un aumento significante durante el curso de sólo una sesión. El cirujano plástico inyectará aproximadamente 200 ml de grasa purificada en cada seno en un solo procedimiento. Comparada con la proyección proporcionada por los implantes de silicona, la transferencia de grasa a los senos sólo ofrece resultados discretos. Se pueden realizar múltiples sesiones si el paciente desea un aumento más considerable.

Pero no todas las mujeres sueñan con saltar de una talla de copa A, a una copa D en una noche, y esto es lo que hace al procedimiento de transferencia de grasa una opción más preferible que los implantes. El procedimiento ofrece resultados visibles, pero sutiles; todos notarán la mejora pero sin las marcas ni cicatrices, nadie podrá saber si usted tuvo un procedimiento estético para mejorar la apariencia de sus senos.

En algún momento hubo algunas celebridades que fueron firmes en negar los rumores sobre tener una cirugía plástica realizada en sus senos. Algunas de ellas incluso se ofrecieron a hacerse exámenes y radiografías sólo para probar que no tienen implantes. Hoy en día, es posible tener senos mejorados sin tener que pasar por una cirugía de implante de senos. Como tal, una notable mejora en el busto junto con la falta de cicatrices e implantes puede ser un signo de un aumento de senos mediante transferencia de grasa.

Aumento de glúteos con transferencia de grasa

La transferencia de grasa autóloga es un método innovador para remodelar y aumentar los glúteos. Aunque los implantes de glúteos de silicona sólo pueden ser posicionados sobre los músculos de los glúteos, las inyecciones de grasa pueden ser usadas para llenar cualquier irregularidad en la superficie de los glúteos o para obtener una forma perfecta. A pesar de que el aumento del volumen es ciertamente menor en comparación con los implantes de silicona, el aspecto de los glúteos parecerá muy natural.

El procedimiento está diseñado para hombres y mujeres que quieren restaurar la forma de su trasero a como era cuando eran más jóvenes. Los programas de pérdida de peso y los cambios hormonales pueden tener un impacto negativo en las características de los glúteos. Otros candidatos adecuados para el aumento de glúteos mediante la transferencia de grasa son las personas que están insatisfechas con la apariencia en sus glúteos, los cuales no pudieron mejorar incluso después de mucho ejercicio.

La intervención requiere una liposucción de al menos un área del cuerpo—usualmente se usan más de dos regiones—y luego la grasa es procesada y reinyectada en el área donde se necesita. El procedimiento de liposucción comúnmente es realizado en el abdomen, muslos y parte inferior de la espalda.

Comparado a los implantes de silicona, la grasa autóloga no es rechazada por el cuerpo y no tiene el potencial para ocasionar una respuesta inmune. El resultado de la intervención es mucho más natural, la recuperación es más rápida y el riesgo de complicaciones postoperatorias es significativamente menor. La intervención es realizada bajo anestesia y el tipo de anestesia es decidido en base a las especificaciones del paciente.

Antes del procedimiento de aumento de glúteos, el paciente debe estar en buena salud y debe evitar tomar aspirinas, medicamentos antiinflamatorios y suplementos naturales antes de la cirugía para evitar cualquier complicación. Para asegurar la seguridad de la intervención y para una recuperación rápida, el paciente debe evitar enfermarse antes de la intervención. Además, los no fumadores son más aptos para someterse a la cirugía.

Después de la intervención, el cirujano aplicará un vendaje de compresión en el área tratada por una duración específica, la cual varia de paciente en paciente. La faja de compresión usualmente es usada por al menos dos semanas. La faja es esencial para ayudar al paciente a obtener la forma deseada y prevenir la ocurrencia de un edema. Durante la recuperación, el paciente debe evitar sentarse por periodos de tiempo extensos. El edema debe disminuir después de unos días siguiente a la intervención y el malestar puede ser aliviado con la ayuda de la medicación.

El aumento de glúteos con la transferencia de grasa autóloga es una intervención independiente que puede mejorar considerablemente la apariencia de sus glúteos. Al mismo tiempo, yo siempre recomiendo combinar el procedimiento de transferencia de grasa con la cirugía de implantes de glúteos de silicona. Los resultados logrados con los dos procedimientos son ligeramente superiores comparado a los que tienen sólo la cirugía de implantes de glúteos.

Conclusión

La cirugía estética tiende a cambiar de generación en generación y ocasionalmente, de un año a otro año. Yo nunca recomendaría someterse a la cirugía para probar los últimos procedimientos estéticos en el mercado porque usualmente no han sido realizados el tiempo suficiente como para conocer sus efectos secundarios y complicaciones a largo plazo. Pero no se preocupe, la transferencia de grasa es un procedimiento seguro y eficiente. Es una intervención de cirugía plástica que se volvió famosa en los últimos años debido a que proporciona resultados increíbles con cicatrices limitadas o insignificantes y menos efectos secundarios que los implantes de senos o glúteos.

La transferencia de grasa puede ser utilizada en múltiples áreas del cuerpo, y para ser elegible para la cirugía, el paciente debe tener al menos un área donante donde la liposucción pueda ser realizada. En general, las tendencias de la cirugía estética no siempre son algo malo, pero debe proceder con cuidado y revisar si ha sido probada o demostrado generar resultados positivos a largo plazo.

COMPARTE
Play Cover Track Title
Track Authors